Borrá mi tiempo y esta herida… Sobre la serie “Sandro de América”

Desde Buenos Aires, por Beatriz Capece


La serie Sandro de América dirigida por Israel Caetano no me gusta. No pongo en debate el relato aún habiendo leído biografías que no concuerdan tanto, porque está planteada como una ficción. La vengo siguiendo desde el primer capítulo; sólo me perdí un par de ellos; podría  decir cuáles pero no aporta al relato. Las actuaciones me parecen pasmosas. Rescato algunas superlativas: Luis Machín y Vanesa Butera, la actriz que hace de fan número uno, que descubrí en la miniserie Fronteras y es adorable.

Faltan unos capítulos para que termine la emisión por la tele, quiero creer que a esta lista más adelante podré sumar a Muriel Santa Ana y a Antonio Grimau… Tomalo como potencial. Pero más allá de los nomegustares que puedan resultar del producto, adhiero a la puesta en foco de una personalidad de la cultura nacional y popular que fue amada por la gente y defenestrada sistemáticamente por los medios, cuando no les cerraba para sus propósitos.

Roberto Sánchez se convirtió a sí mismo en Sandro, un músico poeta cantautor y otras variantes como guionista y actor. Roberto Sánchez supo de la dicotomía entre persona y personaje – por eso cuidó de su vida personal -, no fue funcional al mercado mediático. Jugó, peleó, luchó entre Sandro y Roberto, el pibe de Valentín Alsina que primereando en New York decidió afincarse en Banfield.

El fisicduroll de Sandro – endemoniadamente sexy, pelvianamente excitante – no cerraba con las mujeres de las que Roberto Sánchez se enamoró: sencillas, de su casa – como se decía en esos años -, parecidas a su mamá; anchas de caderas tal vez, con las tetas caídas de haber amamantado hijos.

Roberto Sánchez no fue funcional al mercado mediático. No fue funcional a las caripelas vendibles. Fue un tipo que creció, que hizo realidad sus deseos de pibe de barrio y, con toda esa carga, navegó los resultados como pudo… Hasta con un muro de seis metros de altura rodeando su casa y una serie de dispositivos que le permitieran seguir cantándole a su público.

Oxígeno. Amor no le faltaba.

Fue, digo yo, un poeta del amor de putamadre. Escuchá Penumbras o Te propongo, Así o Penas… Aún con las imágenes repetidas de rosas deshechas, veleros y vientos, supo tramar nuevas fotos en los álbumes de historias individuales. Te propongo (usando su frase) que veas los videos. La gesticularidad de sus manos nerviosas, la mirada a cámara y sus cejas interpelantes…

Amor no le faltaba. Necesitaba oxígeno.

Roberto Sanchez falleció el 4 de enero del 2010. Tenía 64 años. Más de 50 mil personas desfilaron ante su féretro ubicado en el Salón de los Pasos Perdidos del Congreso de la Nación: el lugar del pueblo que decide.

Sus nenas inclaudicables desde el minuto cero le siguen rindiendo homenaje. Se van sumando las que recién lo conocen. Las que erámos chicas cuando vimos sus películas, las que lo reconocemos como un artista nacional y popular a pesar de su casteiano neutro plagado de imposturas.

Sandro sigue sigue creciendo en el alma de quienes escuchamos sus temas y nos enamoramos de sus imágenes rosarrosamararillosamenterrosas. El resto, que los intelectuales lo resuelvan.

Y a la gilada, ni cabida.

 

Sandro de América – miniserie
Ficha Técnica reducida

Autores: Esther Feldman – Mariano Vera
Colaboración Autoral: Marisel Lloberas  – Joaquín Bonet
Basada En El Libro “Sandro de América” De Graciela Guiñazú
Edición: Luis Barros (SAE/EDA) – Anabella Lattanzio (EDA) – Felipe Lima
Música Original Y Musicalización: Iván Wyszogrod – Leo Sujatovich  – Mateo Sujatovich
Dirección De Arte: Tomás Garraham – Juan Giribaldi
Diseño De Vestuario: Ruth Fischerman
Diseño De Maquillaje Y Peinado: Andy Sanzo  – Clarisa Reynoso
Dirección De Fotografía: José María Hermo (A.D.F.) – Daniel Hermo
Dirección: Israel Adrián Caetano
Cantidad de capítulos: 13 de 45 minutos cada uno

Protagonistas – Sólo los Sandro.
Agustín Sullivan como Sandro en su juventud
Marco Antonio Caponi como Sandro en su adultez
Antonio Grimau como Sandro en su vejez


https://es.wikipedia.org/wiki/Sandro_de_América_(serie_de_televisión)

 

 

 

 

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*